Entrar
 
Yisbeleni Gallardo

Yisbeleni Gallardo

Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Suscribirse a este canal RSS

Estadísticas de visitas

736681
TodayToday248
YesterdayYesterday751
This_WeekThis_Week1672
This_MonthThis_Month12047
All_DaysAll_Days736681

Lectura

*Miércoles, 24 de Mayo de 2017*

 

"Lava nuestras manchas." 

Imaginemos un valle lleno de basura y suciedad, atravesado por un pequeño río que baja de los cerros, donde nadie se atreve a colocar sus pies desnudos por temor a ensuciarse. Pero de pronto el río empieza a crecer, y su caudal es cada vez mayor. El río crecido, con su fuerza, arrastra todas las basuras y limpia completamente el valle.

Al día siguiente, todo está en calma, y corren aguas limpias, que sirven para beber y parab bañarse. 

 

Imaginemos todas las manchas y suciedades de nuestro interior. Pensemos no sólo en nuestros pecados, sino en las inclinaciones que han dejado esos pecados; pensemos también en las tristezas y perturbaciones interiores que han quedado por nuestras malas acciones. Y roguémosle al Espíritu Santo que pase como un río caudaloso, que lave, que limpie todo, que se lleve toda suciedad y nos deje blancos, relucientes, verdaderamente liberados.

 

*Mons.*

*Víctor Manuel Fernández.*

Entrar o Registrarme